¿Cómo adaptar tu rutina de entrenamiento cuando estés de vacaciones? El gimnasio te queda lejos, rompes con los horarios de tu día a día y además te salen planes mucho más interesantes… Aún así es posible irse de vacaciones y mantenerse en forma. A continuación te dejamos un par de trucos para mantenerte en forma estas vacaciones que te ayudarán a maximizar tu entrenamiento.

  1. Entrena entre las 18:00h y las 20:00h durante al menos 15’-20’:  En este momento del día es cuando los niveles de testosterona son más elevados y por lo tanto la combinación de entrenamiento con una posterior merienda rica en proteínas tendrá más efecto en construir tu musculatura y mantenerte en forma.

 

  1. Toma una merienda rica en proteínas justo después de entrenar. En estas horas la síntesis proteica es la más alta del día y en combinación con el entrenamiento previo ayudará a volver más eficaz el entrenamiento. En este mismo blog encontrarás algunas recetas sencillas y muy adecuadas para complementar tu actividad deportiva

 

  1. Separa el entrenamiento de fuerza y el de resistencia idealmente en 24h entre el uno y el otro. Combina entrenamientos de fuerza con entrenamiento cardiovascular muy ligero pero recuerda que es importante dejar el tiempo de reposo adecuado entre ellos. El descanso, aunque no le hagamos mucho caso, es uno de los pilares fundamentales para que tu actividad física sea efectiva.

Combinando entrenamientos de cardio ligeros con los planes de entrenamiento que te proponemos en SUIFF conseguirás mantener el tono muscular y la forma física durante estas vacaciones, sin que por ello tengas que renunciar a tus planes. No renuncies a  mantenerte en forma este verano sin dejar de disfrutar de tus vacaciones.